By
Good2b team

Es cierto que la vida hoy es muy diferente a como la conocíamos antes de la existencia de Internet, pero hay muchas cosas que, si bien las nuevas tecnologías y la posibilidad de acceder a la red facilitan mucho, ya existían, aunque mucha gente no lo sepa y otras parecen haberlo olvidado. ¿Recuerdas cuáles son algunas de esas actividades? F: © Junior Teixeira/Pexels

Conocimiento

Los diccionarios y enciclopedias existen desde tiempos casi inmemoriales, si bien es cierto que es mucho más sencillo buscar un significado o un dato científico o histórico en los diferentes portales que nos ofrece Internet y hasta cotejarlos, verificarlos, archivarlos, visualizarlos, imprimirlos y un sinfín más de posibilidades.

Aunque no pensemos en lo increíble que es, a día de hoy es posible no solo averiguar datos certeros en diferentes idiomas, traducirlos y hasta encriptarlos, sino que eso se consigue en tiempos nimios, comparados con lo que se tardaba antes en hacer recopilaciones por el estilo. Pero aún hoy los expertos siguen recurriendo a las bibliotecas, museos y archivos, puesto que en la red solo está una mínima parte de lo que se ha escrito, filmado, dibujado…

Compras

Hace muchísimos años ya había vendedores que iban puerta a puerta ofreciendo sus mercancías (desde un electrodoméstico o un curso de idiomas hasta una enciclopedia). Luego aparecieron las ventas telefónicas, que permitían que se hicieran adquisiciones desde el sofá de casa; y cuando surgió la televisión, la oferta se amplió, aunque estaba restringida a unos miles de productos.

Hoy en día las compras han cambiado radicalmente: no solo se puede adquirir casi cualquier cosa o servicio prácticamente desde cualquier sitio, sino que existe ese maravilloso invento llamado delivery que nos trae hasta la puerta de casa y de la oficina los pedidos en tiempo récord. Pero no todo es coser y cantar: la inmediatez se ha impuesto a la paciencia, pero así son los tiempos que corren.

Entretenimiento

Las personas necesitamos desconectar de la rutina, distraernos e invertir el tiempo de ocio en algo que entretenga nuestra mente, de forma que hemos inventado todo tipo de entretenimiento. Esto también ha ido evolucionando y adaptándose a los nuevos tiempos y a los medios tecnológicos con los que se cuentan en cada época.

En estos momentos se pueden hacer viajes virtuales, jugar a cualquier tipo de juego por Internet, ver películas, series, documentales y mil opciones más desde el móvil, la tablet o el ordenador, escuchar música de todas partes del mundo, crear nuestras propias formas de diversión y disfrutar de una gama casi infinita de posibilidades como para no aburrirse nunca.

Comunicaciones

La voz humana sigue siendo la forma de comunicación más empleada en todo el mundo, pese a que las palabras escritas y transmitidas siempre han cumplido un rol fundamental en la comunicación entre personas desde tiempos inmemoriales. La escritura permitió inmortalizar los pensamientos del ser humano y las cartas fueron una forma de acercar a las personas.

El telégrafo fue el primer aparato que se inventó para transmitir mensajes, luego el protagonismo lo tuvo el teléfono en todas sus variaciones hasta llegar a los móviles de hoy que, junto con la posibilidad de acceder a la red, son los reyes de la comunicación; y sino que nos lo digan ahora, después del confinamiento, que vivimos y trabajamos a base de videollamadas, mensajes instantáneos, chats… ¡Decidnos que no somos las únicas!